Sin Categoria| 13/05/2010/ 00:00:00

La depresión laboral, un mal contagioso

¿Irradias flojera, apatía y cansancio? ¡Cuidado! Pues éstos son los síntomas del empleado deprimido.

Por Staff nosotros2.com

La depresión laboral hace que baje la productividad, la persona se vuelve triste, apática, sin ganas de trabajar, comienza a faltar, incluso llegando a faltar sin razón alguna.

Los especialistas señalan que puede deberse a varias causas, tales como el exceso de trabajo, la sobre presión, el sobre estrés, falta de motivación como el hecho de que el jefe ya no quiere nada con él, pues no lo

invita a las juntas y no le pide consejos.

Además, la persona puede también deprimirse debido a factores personales y hormonales.

Se trata de un problema mundial, que según los expertos, dentro de unos 10 años puede ser la segunda causa más importante de males personales que afecten al trabajo, después de los males cardíacos.

Dicen que es contagiosa, así que la manera de hacerse inmune es pensar en sí mismo, teniendo presente en todo momento que uno mismo es importante; es esencial levantar la autoestima y cuidarse a sí mismo.

Si el deprimido es tu amigo, escúchalo y ayúdalo. Trata de que acuda con un médico y proponle algunas distracciones como el ejercicio.

La depresión laboral, si no es atendida, podría expandirse, trayendo consigo grandes pérdidas de productividad, efectividad y económicas; mismas que pondrían en riesgo el trabajo de cualquier persona.

0 comentarios (hasta hoy) Sign In   Regístrate Gratis

 
• Haz un comentario

Foros