10: El arroz perfecto

Sigue el procedimiento elemental para una cocción exacta

10: El arroz perfecto

El arroz no solo es un cereal básico en la dieta del sur y el este del continente asiático, sino que también constituye la base fundamental de toda una cultura con más de 5000 años de antigüedad.

En la cocina mexicana se utiliza como guarnición para acompañar un platillo, como parte del plato principal, o incluso como postre. Ha llegado a formar parte de nuestra dieta, y hasta hemos adoptado recetas asiáticas con tal de descubrir y experimentar nuevos sabores.

Pero ¿sabes cómo cocinarlo? Para todas aquellas mujeres que gustan de preparar arroz, pero que nunca queda igual, o se les dificulta llegar al punto exacto de cocimiento; te presentamos algunos consejos que te harán exclamar ¡Este arroz ya se coció! 

  • No cuezas a fuego alto o intenso, porque ocasionas que los granos se revienten.
  • A mayor cantidad de arroz, menor debe ser el tiempo de cocción; dado que el arroz retiene y continúa cociéndose una vez apagado el fuego.
  • Dependiendo de la receta, es posible cocinarse con agua, caldo, en salsa o con leche.
  • Puedes empezar a cocer el arroz con el líquido en frío para que te quede más meloso; o bien con e líquido caliente para que te quede más suelto.
  • El arroz puede sofreírse con aceite antes de cocerlo. Esta es la base de las recetas para el risoteo, paella, arroz a la griega, entre otros.
  • La cantidad de agua de cocción puede variar; si lo cueces con poca cantidad de líquido, tapa bien el recipiente para que el vapor no se escape.
  • Remojarlo antes de cocinar, ayuda a que los granos no se revienten, estén menos pegajosos, y que además uses menos agua para su cocción.

Para su cocción…

Existen numerosas técnicas dependiendo de la receta, pero de cualquier forma, este es el procedimiento elemental:

  1. Se mide el volumen de arroz y se echa dos veces su volumen de agua (por ejemplo, una taza de arroz por dos de agua). Se pone a hervir con el líquido en frío, una vez que hierve se baja el fuego, se tapa y se cuece a fuego lento.
  1. Se pone a hervir el agua. Al soltar el primer hervor, se deja caer el arroz y se cuece. Este procedimiento hace que el arroz resulte menos pegajoso.
  1. Se pone al arroz en un caso, se cubre con agua y se pone a hervir. Una vez que suelte el hervor, se baja al fuego y se cuece destapado. Si se ha cocido pero aún tiene caldo, se puede meter a horno para que se seque.


• Haz un comentario

Si ya estás registrado solo proporciona tu nombre de Usuario y tu Password. Si todavía no eres miembro de Nosotros2.com

    | Regístrate Gratis

Foros