¿Sufres de insomnio?

Hay factores externos que podrían ser la causa, entérate cómo evitar pasar una noche con los ojos abiertos.

¿Sufres de insomnio?

Se considera insomnio cuando una persona no logra dormir las horas necesarias para su debido descanso y recuperación, o cuando en caso de dormir varias horas, el sueño es poco profundo.

Hay distintos tipos de sueño:

  • Sueño retrasado, cuando se tiene mucha dificultad para conciliar el sueño y además, una vez que se ha logrado dormir, cuesta mucho despertarse.
  • Sueño corto, cuando la persona despierta sin haber dormido suficiente y ya no puede volver a conciliar el sueño.
  • Sueño interrumpido, cuando la persona se despierta varias veces por la noche sin una causa justificada, estando un rato despierta para volver a dormir después.
  • Sueño irregular, que es una mezcla de los dos anteriores.

La falta de sueño altera las funciones del sistema nervioso central. Las personas se sienten cansadas, faltas de energía, de apetito, irritables y con problemas para concentrarse.

Los factores externos pueden ser causa del insomnio, tales como: la época del año (en invierno se duerme más que en verano), el ambiente (ruidos, temperatura, cama diferente), la edad, la actividad, la alimentación.

Quizá haya factores que no se puedan modificar, pero en cuanto a la alimentación, sí puedes hacer algo al respecto para no padecer de insomnio, o por lo menos aminorar.

Toma nota de algunas recomendaciones alimentarias.

  • Sigue una alimentación equilibrada y variada. Incluye alimentos de todos los grupos básicos (cereales y derivados, legumbres y tubérculos, verduras, hortalizas y frutas, lácteos, alimentos proteicos, alimentos grasos y agua).
  • Evita realizar comidas pesadas antes de acostarte. Lo ideal es acostarse dos horas después de la última comida, y no comer demasiado en la cena. Sobre todo no realizar grandes ingestas de alimentos proteicos (carne, pescado, huevos), ya que pueden contribuir al insomnio.
  • Evita el consumo de bebidas y alimentos estimulantes. Como el café, té, bebidas a base de cola y el chocolate o cacao, entre 6 u 8 horas antes de dormir. Se recomienda mejor ingerir bebidas sin cafeína, agua, infusiones suaves o leche. Solo ten en cuenta que no todas las personas son sensibles a la cafeína.
  • Evita el consumo de alcohol antes de acostarte. Al principio puede provocar somnolencia, pero después de unas horas, puede interrumpir el sueño.
  • Toma alguna bebida caliente. Como la leche o infusiones, si la tomas antes de acostarte puede ayudar a conciliar el sueño. 


• Haz un comentario

Si ya estás registrado solo proporciona tu nombre de Usuario y tu Password. Si todavía no eres miembro de Nosotros2.com

    | Regístrate Gratis

Foros