Niños Cristal: Un mensaje de amor

Apasionados por la vida, el amor, la justicia y la verdad

Niños Cristal: Un mensaje de amor

Por el año 1997 se publicó un libro titulado “Recuerda” de Steven Rother. A través de él, su autor identifica una nueva energía en el mundo, la frecuencia “cristal”. Se trata de una energía vibratoria distinta a la frecuencia índigo.

Según los investigadores Sandra Aisenberg y Eduardo Melamud, los niños cristal, llamados “pacificadores”, vienen a manifestar una nueva forma de equilibrio entre lo intuitivo y lo racional, liderando a través del ejemplo, la armonía y la inofensividad.

Estos autores también manifiestan que la frecuencia cristal se encuentra centrada en el corazón, cercano a la fuente de las emociones más profundas, por lo que poseen el don de la empatía y la contención amorosa, a la hora de manifestar su misión. Se dice entonces, que así cuidan tanto los sentimientos propios como los ajenos.

Sus características…

Los niños cristal perciben con facilidad el temor de su entorno inmediato, pueden amplificar su propio temor y proyectarlo en quienes lo rodean. Evitan invocar el miedo y van por la vida discretamente, reservando mostrar sus aptitudes públicamente, lo que los muestra sumisos.

La experiencia física no les resulta fácil, pero tienen un estado de ánimo positivo y sereno; pueden parecer autosuficientes y cuando tienen alguna necesidad, piden lo mínimo indispensable; pero no dudan en exigir lo que sea para los demás. Evitan las confrontaciones e intentan armonizar cualquier situación.

Hablan poco pero con profundidad; además parecen tener habilidades psíquicas desde su nacimiento. Sus capacidades afectivas son inmensas y pueden captar sus necesidades más profundas. Debido a su gran sensibilidad, requieren pasar mucho tiempo solos y en comunión con la naturaleza.

Cuando los niños crecen, muchos “cristal” sufren el Síndrome de Déficit de Atención por Hiperactividad. Nuestra sociedad no les ofrece las vías o la estimulación necesaria para desarrollar la energía creativa que llevan dentro. El papel de los padres es canalizar de manera creativa y evitar a toda costa las negativas.

Es importante entender que cada niño es singular e irrepetible; “índigo” o “cristal” no es una forma de etiquetarlos, sino una herramienta que permite describir características psicoenergéticas para facilitar su comprensión holística de las circunstancias de estos niños y de su mensaje.

Fuente:

Niños cristal: un puente al corazón. Sandra Aisemberg y Eduardo Melamud.

El ABC Del camino espiritual. Miguel Andreux.


• Haz un comentario

Si ya estás registrado solo proporciona tu nombre de Usuario y tu Password. Si todavía no eres miembro de Nosotros2.com

    | Regístrate Gratis

Foros