Detecta a tiempo los problemas auditivos

Reconoce las señales para que lleves a tu pequeño con un especialista

Detecta a tiempo los problemas auditivos

Es muy importante detectar los problemas de audición. Aquí te diremos cuáles son las señales para que lleves a tu pequeño al pediatra.

Es muy importante descubrir cuanto antes si el pequeño padece algún trastorno de la audición porque, si el defecto se puede corregir en los primeros meses de vida, no se corre el riesgo de que, más tarde, surjan retrasos en el lenguaje y en el aprendizaje escolar. De hecho, tres de cada mil niños nacen con algún tipo de deficiencia auditiva, lo cual puede interferir en el desarrollo y puede provocar problemas de comunicación y de relación con el mundo.

¿Quiénes tienen más riesgo?
Algunos recién nacidos corren más riesgo que otros de sufrir problemas de la audición. En especial, los niños que:
• Han sufrido infecciones prenatales.- como el citomegalovirus, la rubéola o la toxoplasmosis, transmitida por la mamá.
• Nacieron antes de la semana 32.- y pesan menos de un kilo.
• Han tenido que consumir fármacos “ototoxicos”.- entre ellos algunos antibióticos y diuréticos.
• Tuvieron ictericia.
• Presentan anomalías cromosómicas.- síndromes o malformaciones congénitas.
• Han padecido una infección postnatal.
• Han tenido problemas respiratorios.- al momento de nacer, sobre todo si fueron muy prematuros.
• Tienen familiares con problemas de audición.
• Han tenido infecciones del oído (otitis).

Toma nota de las señales que debes observar
Algunos indicios permiten a los padres averiguar si su hijo tiene problemas de audición. He aquí cuáles son, según la edad del pequeño:
• De 0 a 6 meses.- el bebé no reacciona a los ruidos intensos, duerme profundamente en ambientes muy ruidosos, no sonríe ni se tranquiliza cuando le hablas, no te busca con la mirada al oír tu voz y no emite sonidos para llamar tu atención.
• De 6 meses a un año.- no reacciona a los sonidos ni a la pronunciación de su nombre, no imita las vocalizaciones de los adultos, no se orienta hacia los sonidos cotidianos o palabras familiares y, por último, no entiende una negación o un “adiós”, a menos que se acompañe de un gesto indicativo.
• De 1 año a 18 meses.- no dice mamá ni papá, y no señala los objetos ni las personas conocidas cuando se les nombra.

Si se presentan estas señales, es necesario llevar al niño a un otorrinolaringólogo, para que determine el origen y el tipo de problema auditivo que sufre el niño, y para que inicie el tratamiento adecuado.
 


• Haz un comentario

Si ya estás registrado solo proporciona tu nombre de Usuario y tu Password. Si todavía no eres miembro de Nosotros2.com

    | Regístrate Gratis

Foros